miércoles, 17 de diciembre de 2008

Métodos para prevenir el estrés (II)

Estas premisas fueron obtenidas de consultas realizadas a empleados a cargo del departamento de RR.HH., empleado de diversos sectores, perteneciente a diversas empresas multinacionales.
Por otro lado existe una propuesta que se basa en la administración eficaz del tiempo como reductor de los niveles de estrés, por considerarlo a este como recurso irremplazable que no se recupera, causal principal de estrés. Para esto toma conceptos del abordaje sistémico.
Saber administrar bien el tiempo implica logro de objetivos, productividad y eficiencia y no permite la decadencia de las personas y consecuentemente de las organizaciones de las que forman parte por culpa del estrés. Por el contrario como el mal uso del tiempo produce estrés, mayores costos, menor organización, menos tiempo para uso individual, no se cumplen los objetivos, se trabaja sobre lo urgente, sobre la coyuntura se pierden de vista las estrategias a largo plazo.
Esta propuesta resalta la importancia de planificar, delegar, organizarse, "aprender a trabajar en equipo". Esta formación de equipo permite la delegación y distribución de tareas entre los diversos integrantes que hace que tengan posibilidades de superarse, desarrollar habilidades, participar y sentirse responsables de éxitos y fracasos aumentando de esta forma el compromiso con la tarea del equipo y la cohesión.
Esta metodología apunta valorizar el trabajo de los otros, respetar al ser humano e ir construyendo una cultura organizacional de aprendizaje continuo, y por sobre todo "aprender a trabajar en equipo". El cual debe interdisciplinario para poder lograr una visión del todo.
Para administrar bien el tiempo y evitar el estrés debe existir una buena coordinación del trabajo en equipo, teniendo en cuenta lo siguiente:
1. Claridad de los objetivos: darlos a conocer permitiendo y fomentando la participación, se debe crear sinergia de los recursos humanos.
2. Poner fechas límites para el logro de los objetivos; planificar correctamente en tiempo y forma del trabajo a seguir.
3. Planificar los recursos humanos y materiales: para el logro de una visión compartida de objetivos, valores y misiones de la organización, desarrollando la excelencia y el aprendizaje, esto se logra cuando existe una real unión de la gente dentro de la organización.
4. Controlar desde el primer momento los recursos, las tareas, la gestión de los individuos. Pero debe ser un control que aunque continuo y permanente, este basado en el respeto al otro.
Es claro que cada equipo de trabajo tendrá sus propias metodologías dependiendo de la complejidad de las tareas, el estilo del equipo, y las características personales de sus integrantes, el contexto socioeconómico, político, legal. Creemos que el contexto influye mucho sobre las personas que pueden contraer estrés llevándolo al equipo de trabajo mismo y repercutiendo sobre él.
Este proceso de conversión de recursos humanos y materiales, debe comenzar por un dominio personal, que significa potenciar nuestras habilidades, romper con el aislamiento, potenciar nuestros talentos.
Todas estas transformaciones deben realizarse dentro de un marco sistémico no perdiendo de vista el entorno que nos rodea, esto nos lleva a profundizar y compartir la visión individual con los demás para el logro de os objetivos, valores y misiones, no sólo de la empresa, sino de los individuos que la forman.
Por otro lado, mediante el trabajo en equipo y el "aprendizaje en equipo", se logra un cambio eficiente en nuestros modelos mentales, logrando una mayor percepción de la realidad e integrándonos a ella por medio de una visión compartida, para lograr el desarrollo de la excelencia y mediante el diálogo y el compromiso lograr el crecimiento personal.
Decidimos tomar de este artículo solo las premisas en que estabamos de acuerdo, como ser la buena administración del tiempo y el trabajo en equipo por considerarlos de aplicación en cualquier organización.
Como conclusión notamos que en las empresas donde se presta particular atención a los factores expuestos, es posible observar crecientes niveles de productividad y/o disminución de costos. Si bien este planteo no resulta de convencimiento general.
Consideramos fundamental para disminuir los estresores una correcta valoración y evaluación de los factores estresantes, causas, factores condicionantes y aquellas situaciones que inciden en el conflicto.
La OIT sostiene que las empresas que ayuden a sus empleados a hacer frente al estrés y reorganicen con cuidado el ambiente de trabajo, en función de las aptitudes y las aspiraciones humanas", tienen mas posibilidades de lograr ventajas competitivas.
El estrés en los trabajadores de la Salud
A partir del desarrollo del caso del estrés en los trabajadores de la salud, pretendemos ejemplificar los temas que fuimos exponiendo hasta aquí como una forma de lograr la comprensión completa y global del tema del estrés en los equipos de trabajo.
Elegimos este tipo de actividad porque en él se destaca en forma muy particular la problemática que estamos tratando, y si bien no es posible reflejar algunos fenómenos que en este ejemplo se visualizan a cualquier otro equipo de trabajo, hay muchos de ellos que nos sirven perfectamente para observar como influye el estrés en el accionar de un equipo.
Los profesionales de la salud sufren problemas serios sobre su salud física y mental como consecuencia del ejercicio de su trabajo y un caso especial es el de quienes se desempeñan en emergencias. Estos se enferman a causa de la tarea y del medio laboral, no sólo por virus, bacterias o huellas genéticas, sino también por el entorno que los rodea.
Por otro lado, si bien la oportunidad de trabajar con personas es una característica intrínseca positiva del trabajo, los profesionales que tratan con personas, como médicos y docentes, encabezan la lista de ocupaciones profesionales de mayor estrés laboral. Por ello, pretendemos demostrar que mantener una relación clínica directa con los pacientes es un factor ocupacional significativo que provoca consecuencias.
A partir de investigaciones se determinó la asociación entre las características del trabajo del equipo de salud (especialidad, gravedad de los pacientes, antigüedad en el puesto de trabajo, estatuto jerárquico laboral, número de guardias y grado de participación en la docencia) y su relación con hábitos y las variables dependientes (satisfacción, estrés laboral y calidad de vida); a todo esto se sumó la disminución de la eficacia del profesional.
La psiquiatría tiene un papel importante no sólo en la asistencia de los casos clínicos individuales sino también en la investigación y prevención del estrés ocupacional crónico del personal de salud, fenómeno que en EE.UU. se denominó Burn-out o síndrome de desgaste psicológico en los profesionales que prestan "servicios humanos", que no tienen gratificación ni reconocimiento. Se asocia a mayores tasas de divorcio, suicidio, cambio de trabajo, abuso de alcohol y drogas, así como a menores expectativas de vida, y tiene importantes repercusiones a nivel institucional y descenso de la eficacia asistencial (peor calidad de los servicios prestados, baja satisfacción de los pacientes y no cumplimiento por los mismos de las prescripciones médicas.
Es importante destacar el hecho de que la mayor exposición al sufrimiento humano, por trabajar con personas enfermas, produce estrés interpersonal que disminuye los niveles de satisfacción laboral, al mismo tiempo que para otros las experiencias de satisfacción laboral pueden neutralizar el estrés en el trabajo. La calidad de las relaciones interpersonales entre los miembros de los equipos asistenciales (soporte social en el trabajo) va a mediar en las experiencias de satisfacción laboral y estrés ocupacional, así como en la calidad de vida del médico.
Tanto variables situacionales (características del trabajo) como diferencias individuales de tipo demográfico y de personalidad, se asocian con diferentes niveles de satisfacción, estrés ocupacional y nivel de vida del médico dentro de un modelo multifactorial.
Se han estudiado las características del trabajo médico y su relación con los hábitos de consumo de tóxicos, analizando los procesos cognitivos que estimulan estas conductas de enfermedad, lo que permite poner en marcha programas preventivos de intervención.
Las consecuencias específicas del estrés en los equipos de emergencias son desmoralización de sus integrantes en función del tipo y complejidad de la tarea a realizar, descenso del rendimiento, agotamiento emocional, pesimismo y automedicación. Parece ser que los acontecimientos traumáticos que provocan las emergencias médicas hacen que los profesionales de la salud generen mecanismos como la evitación de la tarea o estado de tensión y alerta desde el momento mismo de ingreso al hospital.
De acuerdo a una serie de estudios las causas especificas que provocan estrés sobre los equipos de salud (incluyendo obviamente a los de emergencias) son la sobrecarga horaria de trabajo, la falta de gratificación económica (dependiendo del tipo de institución a la que pertenecen), la hiperexigencia, y la "patología mental frustrante" que generan las muertes de pacientes y las responsabilidades asumidas.
Esta aquí nos encontramos con una síntesis de cómo afecta el estrés a un equipo de trabajo específico como lo son los equipos de salud en especial de emergencias. A continuación presentaremos una entrevista a un miembro de un equipo de estas características que permitirá profundizar y entender como repercutió el estrés sobre ella y su equipo.

No hay comentarios: